TEST

Las salmoneras no son bienvenidas en el fin del mundo

Ramiro Barreiro
Edición 148
Ramiro Barreiro
Edición 148

Una fuerte campaña de la sociedad civil intenta detener la instalación de salmoneras en pleno Canal de Beagle, uno de los ecosistemas más prístinos del mundo, y también más amenazados.


Dame, dame, dame
Un poco de tu amor
Yo a cambio te ofrezco
Una montaña de horror

Andrés Calamaro. Salmón.

Tras toda una vida de explotación (y resistencia) en Chile, los mismos capitales noruegos que ven impedida la producción de salmón industrial en su país, ahora apuntan a hacerlo en la provincia argentina de Tierra del Fuego.

Sin medir consecuencias, las firmas ya señalaron, con apoyo logístico y económico del gobierno provincial, los lugares más aptos para el despliegue de los enormes y problemáticos piletones, que miden lo mismo que un campo de fútbol, tienen una profundidad inversa a un edificio de cinco pisos y conllevan un alto riesgo medioambiental, por la posibilidad de mareas tóxicas y disminución de la biodiversidad autóctona.

Desde la legislatura provincial presentaron un proyecto que intenta detener la salmonicultura en Tierra del Fuego y requiere la intervención de la Cancillería Argentina para que inicie acciones diplom&aacu

Para ver esta nota debes ser suscriptor

Recordarme