TEST

Chile
Zona de Sacrificio

Edición 137
Edición 137

Como ya es común, entre los meses de abril y agosto, Santiago no se deja ver bajo la turbia capa de smog.

El 20 de agosto, el subsecretario de Obras Públicas, junto a la gobernadora provincial de Petorca, presentaron el "Plan Hídrico" para la provincia, con el que esperan sacar a la zona de una década de crisis por la sequía.

El principal cuestionamiento de este plan es que fue realizado por una mesa "público-privada" en la que participó solo la gobernadora de Petorca, el Seremi de Agricultura y dos empresarios de la principal asociación de grandes exportadores de paltas.

Mientras tanto, en Chincolco, pueblo ubicado en Petorca, el plan hídrico choca con la imagen de las gigantescas piscinas que acumulan aguas para la agroindustria del sector.

El 21 de agosto una nube tóxica cubrió Quintero. Un extraño polvo amarillo recorrió la zona y provocó que más de 100 personas fueran llevadas de emergencia al hospital y se decretó alerta amarilla. Al cierre de esta edición los intoxicados superan las 300 personas.

Políticos y autoridades se hicieron parte en querellas y realizaron acciones mediáticas que más parecen recursos pirotécnicos que estrategias concretas para darle solución a la severa contaminación que se arrastra hace más de 50 años en ese sector.

El 22 de agosto, pero de 2016, la activista medio ambiental Macarena Valdés aparece muerta en su casa en la montaña de la región de los Ríos. Ella, junto a la comunidad Newen de Tranguil (Panguipulli), habían logrado unos días antes de su muerte, detener la colocación de los cables de alta tensión de la mini central de la empresa austríaca RP Global, hoy RP Arroyo. El agua es un elemento en disputa en nuestro país.

Las crisis medioambientales en Chile siempre tienen un factor en común: el modelo económico extractivista que sacrifica extensas zonas de nuestro territorio bajo la excusa del progreso.

En esta edición de septiembre nos propusimos recorrer los valles que tienen los lechos de sus ríos secos mientras en las laderas de los cerros, naranjas y paltos reverdecen. También fuimos a la Región de los Ríos donde el agua y su fuerza atrae las inversiones eléctricas y, de paso, trae consigo una trasformación social y medioambiental que trastoca comunidades y sistemas ecológicos únicos en planeta.

Por acción o por omisión, como víctimas o victimarios, con alevosa intencionalidad o indiferencia, en Chile ya se ha hecho costumbre que se nos contamine y se nos desertifique. A veces nos percatamos de esto y nos achacamos. Luego nos fumamos un caño... pero no se nos pasa.