facebook
twitter
instagram
youtube
CLUB DE LECTORES

Edición 125 | Venezuela: radiografía cannábica

20 Septiembre, 2017

Nadie puede negar que Venezuela está en una profunda crisis. Ni gobierno ni oposición lo hacen, menos lo haré yo. Desde ya hace 20 años que el país vive tensiones fuertes. Cambian gobiernos, muere gente en las calles, la economía sufre y entremedio están los millones de ciudadanos que poco les importa quién fue Marx o qué les puede traer el capitalismo duro.  Por Luis Felipe Silva

Leer más

Entremedio de toda esa bataola social están los colegas fumetas, por lo que como volados chilenos, nos preguntamos: ¿cómo es ser un fumador de cannabis en el país de Bolívar? ¿en qué está la cultura cannábica venezolana? ¿qué sabemos del país en términos de legalización, precios, persecución policial, auto cultivo y otras? Pues veamos si podemos responder aquello y más.

Algo de contexto

Según la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, el porcentaje de venezolanos que declaran un consumo sostenido en el tiempo es de 1,7%, lo que es una cifra diminuta en comparación con otros países latinoamericanos. Si llevamos ese porcentaje al consumo ocasional, llegamos al 6% de la población, lo que sigue siendo muy bajo, por sobre todo si lo comparamos con el caso chileno, que llega a un 23%. De todas maneras, es bueno comentar que hace 5 años ese 1,7% era 0,8% lo que demuestra un rápido incremento del consumo.

Ahora, ¿por qué el consumo de cannabis es tan bajo en el país llanero? Es difícil responder esta pregunta, pero me aventuro a hacerlo usando la teoría del “tabú”. Con lo anterior me refiero a que en Venezuela aún es socialmente muy mal mirado el consumo de cannabis, pues el país fue testigo involuntario de los cruentos años de la irrupción del narco en Colombia y algunas zonas de la misma Venezuela. En esos años la población aprendió a relacionar a la marihuana con la violencia guerrillera, los cruentos traficantes y el bajo mundo en general. Todo aquello restó el “glamour” o la inocencia al consumo y lo volvió censurable y culposo.

 

Lee el reportaje completo, en la edición de septiembre, ya volando en quioscos.

Leer menos

Artículos Relacionados

Sin Comentarios

No comments yet.

Agregar un comentario